© Sophie Pawlak

Las Landas...

Un compendio de naturaleza

Circula, trepa, deslízate, pasea, pero sobre todo… ¡disfruta!

EL BOSQUE, UN INCREÍBLE CAMPO DE JUEGO

Circuitos habilitados

A través del bosque de las Landas, muy apreciado por la calidad y abundancia de su fauna y flora, discurre parte de la Vélodyssée©, una vía ciclista de más de 1.200 kilómetros que atraviesa Francia bordeando el Atlántico.

En cualquier estación, circula a pie, en bici o en rollers por los kilómetros de vías ciclistas y otros senderos de excursión acondicionados en medio de los pinos marítimos.

Divertirse entre los pinos

Quien dice kilómetros de bosque, dice arborismo. En Léon y Saint-Julien-en-Born se proponen circuitos de arborismo para todas las edades (o casi… de 3 a 77 años, ¡y más si estás en forma!) Entre puentes de mono, saltos de Tarzán y tirolinas, disfruta con tus amigos o en familia de esta experiencia deportiva en medio de los robles y los pinos marítimos. El personal cualificado velará por tu seguridad para que puedas aprovechar al máximo esta fabulosa aventura en las alturas.

Descubrir nuestro territorio a pie o en bicicleta

El bosque de las Landas es un lugar cargado de historia. Algunas asociaciones de senderistas o ciclistas proponen descubrir el pasado y la especificidad de nuestra región. A través de diferentes actividades, te narrarán testimonios, leyendas y tradiciones. Así, gracias a estas interesantes excursiones, conocerás todos los secretos del bosque de las Landas y su patrimonio.

¡Entrenarse!

El bosque de las Landas es escenario de numerosas carreras, raids y trails. De día como de noche, los deportistas podrán ejercitarse en un magnífico entorno.

Dos lagos en Côte Landes Nature

Lago de Léon

Visto desde la altura, el lago de Léon se encuentra a apenas 4 km a vuelo de pájaro del océano Atlántico, al que está unido por la corriente de Huchet, su cordón umbilical. En Moliets Plage, sus aguas color caramelo se mezclan con la inmensidad del océano. Situado a poco más de un kilómetro del pueblo de Léon por el acceso sur, o de Vielle por el norte, es un lugar muy solicitado. Dos campings abiertos desde el mes de abril gozan de una ubicación privilegiada, dando acceso inmediato a todas las actividades náuticas consideradas «responsables». La cercanía de la reserva natural de la corriente de Huchet y de un área declarada Natura 2000 contribuye a la conservación de los ecosistemas. El paddle surf, el kayak, la barca por supuesto y el hidropedal son ideales para descubrir el estanque. Un centro de práctica de vela en Léon y uno en Vielle proponen clases o alquiler de material para pequeños y grandes. El lago de Léon es propicio para la pesca tradicional o desde pato (float-tube) para aventurarse en aguas pantanosas.

Ten en cuenta: no es posible rodear el lago de Léon, pero desde el lado norte, en Vielle, se puede iniciar un paseo por los senderos de la reserva natural de la corriente de Huchet.

Lago de Uza

Haz una parada en el lago de Uza, aquí es como si el tiempo se hubiera detenido. Un lugar impregnado de historia que a nadie deja indiferente. Si vienes en bici desde Lit-et-Mixe por la vía ciclista del Vignac hacia Lévignacq, haz un alto en tu camino. Antiguamente, el embalse de Uza fue un emporio del acero en las Landas. Sus fraguas fueron las primeras y últimas en funcionar. Renovadas, no se visitan, pero la asociación de amigos de la iglesia Saint-Louis te abre sus puertas en temporada para compartir contigo la historia de este pueblecito landés.

Ríos y corrientes

Piragüismo en el río Palue

El río Palue, que alimenta el lago de Léon, se desciende en kayak. Este deporte permite descubrir un entorno silvestre en pleno bosque landés: alcornoques, acacias, alisos, castaños, sauces. El descenso es tranquilo y seguro, sin rápidos. Podrás sorprender alguna garza, ardilla o ciervo… ¡solo si el ambiente es silencioso!

 

Bajar la Corriente de Contis en paddle surf

Tranquilo y tónico a la vez, el paseo en paddle surf permite ejercitar el equilibrio y fortalecer los músculos profundos, sin dejar de disfrutar de la naturaleza circundante.

Saliendo de Contis, solo tendrás que alquilar tabla y remos para aventurarte en plena naturaleza, en un espacio Natura 2000.

Nuestras sugerencias